pasos transformación curso online

La guía definitiva que te marca los pasos para transformar tu formación presencial en un curso online de éxito

La formación online está cada vez más presente en nuestras vidas. Infinidad de profesionales comprueban cómo existe una necesidad real de potenciales clientes por acceder a cursos y formaciones online.

Por eso, estoy muy satisfecho de poder ofrecer el más amplio y práctico contenido para todas aquellas personas que quieren dar el salto a la creación de cursos online. Esto no supone abandonar sus formaciones presenciales. Las clases en el aula ofrecen unos valores que no debemos descartar para aquellas personas que puedan o deseen formarse presencialmente.

Pero el auge de la demanda de formación online es considerable y observo, con satisfacción, como los servicios y recursos que ofrezco, para transformar formaciones y cursos presenciales al formato online, son cada vez más demandados.

Por eso he decidido escribir un post que, de una manera amplia y detallada, te desvele todos y cada uno de los pasos que debes dar en este proceso de transformación.

Un camino lleno de pequeños pasos. De detalles y consejos para que tus cursos y formación online supongan una nueva propuesta profesional en tu ámbito o nicho de mercado.

Una fórmula para que puedas aumentar tu presencia y autoridad en el mundo online. Lo que también puede dar relevancia a tus formaciones presenciales. Y de paso, esta nueva vía de formación online, te repercutirá con unos ingresos extras.

Incluso de forma que, si lo deseas, tus cursos online puedan ser tu primera fuente de ingresos.

Pero vamos paso a paso.

Requisitos previos para crear tu formación online

En primer lugar, debes tener en cuenta que para ello debes trabajar con un propósito. Con una estrategia definida. No es tan sencillo como algunas personas que me han consultado creen.

Para asegurarnos de que vamos a trabajar en una dirección definida, tenemos que crear una estrategia totalmente estudiada. Tenemos que ser conscientes que tipo de formación queremos transformar en el ámbito de los cursos online.

Es importante ser conscientes que es necesario conocer cuál es nuestro cliente ideal. Y qué es lo qué va a esperar de esa formación. El hecho de haber trabajado con nuestros cursos y formación presencial nos allana el camino.

Definir la estrategia para crear tu curso online

Pero la venta de esa misma formación, en internet, tiene sus aspectos diferentes. Desde sus contenidos, su presentación y la forma de ofertarla.

Para empezar, debemos conocer a que nicho de mercado nos vamos a dirigir. Estudiar nuestro target y definirlo al máximo. Conocer sus necesidades, sus posibilidades y sus deseos.

Entender cómo vamos a estructurar esa formación. Si has leído algunos de mis anteriores post al respecto, ya sabrás que apuesto por guionizar todos los contenidos de tu curso presencial.

Es una forma de empezar a dar forma al grueso de tu futuro curso online. De estructurarlo en tu cabeza y empezar a vislumbrar cual va a ser ese curso online que vas a crear.

Crea tu oferta, incluso antes de tener finalizado el curso

Una vez has creado las líneas maestras de lo que será tu formación online, es momento de pensar y definir tu oferta. Esto incluye no solo el precio, sino también aspectos como:

  • El formato en el que lo presentas

  • El soporte que ofreces: desde la vídeoconferencia, el seguimiento por mail o wassap o la creación de grupos cerrados en FB

  • En caso de tratarse de un formato mentoring, si la formación requerirá reuniones individuales o grupales

  • Los tiempos: el periodo de trabajo que requiere la formación y el soporte que brindes al alumnado

Existen otros aspectos que puedes ofrecer a la hora de definir tu oferta, como las diferentes propuestas de pago o las versiones que ofrezcas de tu curso. Desde la más sencilla o previa, también llamada versión Lite, a la más completa, con el mayor soporte, o versión Premium.

Obviamente los precios de unas a otras versiones serán ascendentes cuanto más valor ofrezcas.

Genera interés, crea autoridad, atrae potenciales clientes 

Para empezar a vender necesitas potenciales clientes interesados en tus formaciones y cursos online. Esto no es sencillo, en absoluto. Necesitarás generar contenido gratuito de mucha calidad y que tus contenidos empiecen a despertar el interés de aquella comunidad a la que te diriges.

Consigue suscriptores: ofrece un Lead Magnet deseable

Para ello es muy importante que crees un infoproducto, ya sea un e-book, una master-class o cualquier  servicio que resuelva un «dolor» o necesidad de ese público potencial. Debe ser bueno. Muy bueno. Y gratis.

Si tus lectores quieren ese «regalo» deberán ofrecerte unos breves datos de contacto.

Es el puente que se crea para que, a cambio de su nombre y e-mail, ellos accedan a ese recurso gratuito pero muy valioso.

Ese lector se acaba de convertir en potencial cliente.

La Squeeze Page para aumentar tus suscriptores

El siguiente paso es crear tu  Squeeze page. Se trata de esa página donde vas a ofrecer tu lead magnet para recabar los datos (principalmente nombre y correo electrónico) para aumentar tu lista de suscriptores. Las personas que muestran un interés real en tu propuesta de valor y son susceptibles de convertirse en futuros clientes.

Es una página breve y escueta. Pero tiene que estar perfectamente trabajada. Y tener una estructura atractiva. Un contenido sugerente.

Lo deseable es crear una página muy atractiva, tanto visual como en contenidos. Debe existir una armonía que apele, incluso de forma inconsciente a la necesidad que tu target está demandando.

Clientes si, pero de calidad

Una vez definidas estas pautas, debemos empezar a obtener suscriptores. Mediante el Lead Magnet, incluso mediante la página de venta, podemos obtener un número considerable de personas interesadas en nuestros servicios de cursos y formación.

Entendemos que, si te han dejado su e-mail es porque existe un interés real en la propuesta de valor que les has ofrecido. Y por esa razón, estarán abiertos a seguir recibiendo más y mejores contenidos gratuitos en tus newsletter o boletines.

Pero también estarán dispuestos a escuchar las ofertas de cursos online o servicios que puedas ofrecerles.

Es el momento de pasar al siguiente nivel.

El e-mail: tu estrategia de venta número 1.

Una buena secuencia de mails, bien estructurados, definidos y espaciados es una fórmula que sigue funcionando. Puedes empezar de una manera sutil. Con un post que hable de alguna necesidad, que genere un interés.

A ese mail seguirá otro que ahondará en esa misma situación: abordando una problemática o una necesidad. Posteriormente, nuestro potencial cliente recibirá un nuevo mail (es importante espaciarlos con cautela), en el que puedas sugerir propuestas de solución a esa necesidad o «dolor» de tu audiencia.

Y, finalmente, es momento de hacer una propuesta de oferta sobre cómo puedes ayudarle con tus cursos o formación online.

Valida el ámbito de tu curso online

Cómo decíamos al principio, es muy importante elegir la temática. Pero también es algo muy personal. Debes ser una persona con conocimientos en esa materia. Un profesional de ese sector. Y si, además te apasiona, mejor que mejor.

Y, como te he dicho en otros posts de mi blog, una de las cosas más importante es la especialización de la temática de tu curso online. Ante la desmesurada cantidad de oferta, cada vez es más manifiesto que los cursos con una temática hiper-especializada tienen mayor impacto o más posibilidades de ser vendidos.

Aunque aparentemente la hiper-especialización formativa parece cerrarnos puertas, es todo lo contrario. A mayor especialidad, menos competencia.

Cómo vamos a transformar nuestra formación presencial

Es importante definir la estructura de los contenidos. Hoy en día, el contenido más recomendable es el formato vídeo. Las lecciones en vídeo que debe ser el elemento principal de cada uno de los módulos del curso.

A estos vídeos podemos acompañar de hojas de trabajo, u otro elemento descargable, para que el alumno tome acción. Pueden incluir aspectos prácticos mezclados con interacción con nosotros mismos, o en espacios colectivos con el resto de alumnos.

Debemos tratar de hacer lo más dinámica nuestra formación para mantener el interés del alumnado. Pensemos que no vamos a estar presencialmente con ellos y no sabemos el grado de atención. Así que mejor tratar de hacerlo lo más dinámico y práctico posible.

Conocer a tu alumno ideal

Si nos basamos en nuestra propuesta de valor y en las personas que se suscriben a través de nuestro Lead Magnet, ya tenemos un perfil ideal de las personas que muestran interés en nuestra formación online.

El feedback que obtenemos de ellos y de los contenidos de valor que les ofrecemos, ya sea mediante nuestros posts, newsletter o publicación en RRSS puede ayudarnos a discernir cuáles son los contenidos más necesarios y deseados por la audiencia que estamos creando.

Otro factor importante es comprobar la competencia que existe para ese nicho de mercado.

En un principio podemos pensar que una competencia elevada puede se sinónimo de problemas a la hora de vender. Pero nada más lejos de la realidad.

Analiza la competencia de tu formación online

La competencia es significativa que otros emprendedores han detectado que existe un interés real por ese tipo de cursos o formaciones online. La demanda es elevada y eso es positivo: nos indica que estamos en el camino correcto.

Pero claro, una vez somos conscientes que existe esa demanda y, al mismo tiempo, esa oferta, tenemos que estudiar los servicios y productos que existen en torno a esa necesidad formativa.

Y, en ese caso, debemos buscar nuevas propuestas. Esto es, elementos que diferencien a nuestro curso online respecto a otras propuestas que ya existan en el mercado.

Ya estamos cerca de finalizar la validación de nuestro curso.

Llega una parte que me gusta y que parece sencilla. Pero que es crucial para el éxito de nuestra formación online… El momento de ponerle nombre…

Título y subtítulo del curso: impactar y generar deseo

El titulo de nuestro curso es muy importante porque, en pocas palabras, debemos sintetizar la propuesta de valor de nuestra formación. El título y subtítulo deben ser sugerentes y, de forma sintética, resumir el valor del curso.

El título deberá apelar al beneficio principal que ofrece nuestro curso online. Mientras que el subtítulo mencionará el segundo gran beneficio de la formación online que ofrecemos.

Dar forma a nuestro curso online

Como comenté al principio, el curso debe basarse en una serie de ideas principales que debemos haber definido y validado.

El orden y la estructura de los contenidos de tu curso online 

Recuerda que te hablé de la importancia del guión. De estructurar las ideas y contenidos de nuestra formación presencial y cómo transformarlas en un curso online.

Cada punto de ese guión, cada capitulo será un módulo del curso online. Con sus diferentes sub apartados, perfectamente estructurados y jerarquizados.

La equivalencia de tiempos entre cursos presenciales y online

En la «readapatación» de la formación presencial al canal online, debemos tener en cuenta el aspecto de su duración.

Esto supone determinar la duración de la formación en el canal online respecto a la duración del que se imparte de forma presencial.

Sin duda, esta duración deberá ser readaptada

Obviamente, en la modalidad presencial y en el canal online, los tiempos son distintos.

Los cursos online se ofrecen con mayor duración que los cursos presenciales. Esto se debe a que el alumno debe  trabajar de forma autónoma nuestros materiales.

Pero podemos hacer una estimación… Un curso presencial de una semana se prolonga cuatro semanas en el canal online.

Por otro lado: cada sesión de formación presencial de dos horas equivale a una semana para trabajar esos contenidos en el calendario de nuestro curso online.

Con estas equivalencias puedes hacer una estimación muy certera de los tiempos de tus cursos cuando los transformes al formato online.

La importancia de los bonus: un valor extra a tu curso online

Además del contenido propio del curso online en si mismo, resulta muy importante la inclusión de bonus o contenidos extra. En este caso te recomiendo que sean tres bonus distintos. Estos serán relativos a la formación que ofreces. Pero serán elementos externos al propio curso.

En ocasiones, esos bonus complementan la formación que ofertas. Y, a veces, no son servicios o cursos online propios, sino que son de otros emprendedores o colegas. Su valor es que están alineados con la propuesta de valor de tu curso online. Pero debemos generar la sensación que es un valor añadido. Algo que regalas porque te apetece.

En definitiva, los bonus son contenidos extra que suponen un plus para animar a la compra del alumno.

Ya casi está.

Dando forma a todo esto: la versión definitiva de tu curso online 

Una vez definida la estructura y los contenidos, debemos hacer un nuevo repaso de cada punto, de cada capitulo y plasmar la versión definitiva de nuestro índice de contenidos. Lo que será la versión final de cada punto del curso al que accederán los alumnos.

Última definición de contenido y nombre 

Hace unos párrafos te hablaba también de la importancia del título. Es muy posible que en el camino, tras haber dado forma a los contenidos, puedas tener dudas e introducir modificaciones en el título de tu curso online.

El título es importante, muy importante. Es el «nombre» que le pones a tu creación. Y debe plasmar su espíritu, su valor. No te aconsejo que sea un nombre excesivamente largo. Pero si lo suficiente como para que defina muy bien lo que ofrece nuestra formación online.

En cualquier caso, una buena fórmula es que el título principal de nuestro curso online incluya el beneficio más importante que ofrece nuestra formación online.

Y si el nombre es importante, también lo es el subtítulo. Es una extensión del nombre que nos permite ciertas licencias para complementar aquellos aspectos que, por extensión, no hemos podido apuntar en el título.

El subtítulo debería incluir otro de los beneficios que aportará nuestro curso online. En este caso el segundo gran beneficio o aporte para el futuro alumno, después del que figura en el título.

La importancia visual de la presentación 

En la era digital que vivimos, el texto y los contenidos son fundamentales. Pero la imagen visual no lo es menos. Por eso, cuando presentes tu curso online en sociedad, este debe ser muy atractivo visualmente.

Debemos respetar una coherencia visual alineada con nuestra imagen de marca o nuestro branding.

Y, en ese aspecto la portada es la cara visible de nuestro curso online. Tenemos que trabajar con profesionalidad y cariño sobre la portada de nuestro curso y cada aspecto visual que la conforme.

No solo la portada, sino cualquier creatividad que vaya asociada con el contenido del curso online y los elementos que, posteriormente, usaremos en nuestra estrategia de marketing online para la venta y difusión de nuestra oferta del curso.

En este sentido, te recomiendo que, para la edición de la portada u otros aspectos visuales recurras a herramientas online gratuitas como Canva o Myecovermaker.

Nuestra primera oferta de lanzamiento

Te habrás fijado que muchos cursos y formaciones online salen al mercado con una oferta inicial más económica que la que será la común en la venta del curso de forma regular.

Es interesante que, entre nuestra audiencia, exista un interés real, por parte de algunos posibles clientes en adquirir nuestro curso online. Por eso podemos ofrecer una reserva de curso anticipada, limitada a un numero definido de clientes.

Estos potenciales clientes se beneficiarán de algún descuento y, al mismo tiempo serán nuestro banco de pruebas para recibir feedback y conocer posibles aspectos a mejorar. O incluso errores que subsanar en nuestra versión definitiva.

En algunos casos, a este tipo de fórmula de lanzamiento la llamamos beta-tester. Es decir, es una versión anticipada que lanzamos al mercado de forma limitada para que, estos primeros alumnos nos den un feedback sobre cómo mejorar nuestro curso online.

La propuesta que sugiero en este caso es que esa oferta alcance un descuento del 50% del valor definitivo del curso, y se prolongue durante cuatro semanas.

A cambio ellos se benefician de ese eventual descuento. Es un win-win.

Últimos pasos antes del lanzamiento de nuestro curso online

Finalmente tenemos que pulir algunos aspectos. Tenemos que determinar el precio final del producto e, incluso, las modalidades de pago (fraccionadas o integras) o el mismo precio en distintas versiones de nuestra formación.

Me refiero a la posibilidad de ofrecer una versión del curso más reducida o básica, hasta una versión más completa, con soporte incluido. Obviamente, con mayor valor cuanto mayor sea el contenido y soporte de nuestro curso.

En este sentido también es importante definir el correspondiente periodo de garantía de devolución. En este caso son habituales desde 7 a 30 días de periodo para posibles devoluciones.

Mi recomendación es ofrecer un mes de garantía y apostillar el famoso «sin preguntas».

En este caso recomiendo que la difusión de los contenidos del curso hacia los alumnos sea paulatina. De esta manera evitamos la posibilidad de que alguna persona descargue o acceda a todos los materiales y nos solicite la devolución en los primeros días.

Finalmente, deberemos redactar la página de venta de nuestro curso. Esta página debería incluir elementos como los siguientes:

  • Titulo y descripción del curso
  • Para quien esta dirigida nuestra formación
  • Qué beneficios y oportunidades ofrece nuestro curso online
  • Hitos de transformación: los procesos y avances que va a «sentir» el alumno con nuestra formación.
  • Los contenidos que encontraremos en el curso
  • Los bonus que se ofrecen con la compra del curso
  • Posibles testimonios de personas que hayan trabajado con nosotros y conozcan nuestra propuesta de valor
  • Alguna prueba social de nuestra garantía o profesionalidad
  • FAQ’s
  • Detalles y fórmulas de pago
  • Garantía de devolución

Podemos incluir otros aspectos, incluso algún elemento audiovisual. Pero estos son los requisitos fundamentales que constarán en la página de venta de nuestro curso online.

Te recomiendo que de esta página de ventas crees dos versiones: una larga y detallada que resolverá todas las dudas de los posibles clientes.

Y otra más breve, dinámica y sintética que puede resultar más práctica para compartir y agilizar los procesos de venta. Especialmente indicada para gente que ya conoce nuestro negocio y propuesta de valor.

Y, con esto ya estamos preparados para otro de los grandes pasos en nuestra estrategia de venta de nuestros curso online: el lanzamiento.

Pero, de momento, quiero que asimiles bien cada uno de los pasos que te he contado.

Parecen muchos aspectos, y de hecho lo son. Pero piensa que todos y cada uno de ellos están interconectados y trabajan en un mismo propósito.

Cuando empiezas a trabajar para transformar tu formación presencial en un curso online, ya tienes mucho trabajo adelantado. Tienes el contenido e, incluso, la estructura definida.

Solo tienes que adaptarla al formato online. Sin embargo, creo que este proceso es apasionante y una forma que te permite conocer mejor tu propio curso o formación. Puedes pulirla, readaptarla o mejorarla.

Pero el propósito final es crear un producto y servicio de la máxima calidad y que satisfaga la necesidad de muchas personas que deseen acceder a tu formación online.

Y para eso es necesario que trabajes, de forma concienzuda cada uno de estos apartados. Solo así transmitirás una imagen de profesionalidad y autoridad que genere confianza. Y esto, finalmente, se traducirá en ventas. Y en reconocimiento y autoridad para tus futuras formaciones.

Pero antes nos queda un paso: el lanzamiento. Pero de él te hablaré en un inminente nuevo post.

De momento, ya tienes trabajo.

Ánimo y suerte.

Guía + plantilla para diseñar tu curso

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS

Responsable: Jordi Solé Mercadé (jordisolem.com). Finalidad: Gestionar y enviar información de boletines y promociones a través de correo electrónico.

Legitimación: Consentimiento del interesado. DESTINATARIOS: No se cederán a terceros salvo obligación legal. DERECHOS: Puedes ejercitar en cualquier momento tus derechos de acceso, rectificación, supresión, oposición y demás derechos legalmente establecidos a través del siguiente e-mail: jordi@jordisolem.com. INFORMACIÓN ADICIONAL: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos aquí.

El ingrediente secreto para convertir tu formación presencial en un curso online

SIN COMPLICACIONES

Jordi Solé

Jordi Solé

Ayudo a formadores o profesionales que imparten cursos o talleres presenciales aconseguir 1.000€ extras al mes convirtiendo su formación en un curso online, para que puedan posteriormente escalar su proyecto y vivir full time de su negocio digital.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS
Responsable: Jordi Solé Mercadé(jordisolem.com)
Finalidad: Moderar y responder comentarios de usuarios.
Legitimación: Consentimiento del interesado.
DESTINATARIOS: No se cederán a terceros salvo obligación legal.
DERECHOS: Puedes ejercitar en cualquier momento tus derechos de acceso, rectificación, supresión, oposición y demás derechos legalmente establecidos a través del siguiente e-mail: jordi@jordisolem.com.
INFORMACIÓN ADICIONAL: Puedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos aquí.